Empoderar al pueblo…

En el control del Congreso de la República: amigas y amigas este es el enlace del video sobre las preguntas que hicieron en la la dirección de Cambio Radical, como no sale sale la propuesta completa, me veo en la necesidad de dejar la declaración juramentada que hice otra vez aquí y editaré el video completo como lo envie para subirlo a You Tube en mi canal, aquí el enlace. Mil gracias,

Mario Ramón Mendoza

http://www.facebook.com/hashtag/seamoselcambio?source=feed_text&story_id=1638785966142131

 

pdf438

pdf441

Anuncios

UN PLEITO

Ayer si fue grande la pela: casi 8 horas de caminata buscando el cruel y vil metal, afortunadamente la patica con los clavos y los tornillos no molesto. Ayer estaba inspirado, que casi siempre pasa cuando le debo cumplir al pájaro que me quita el sueño. Como relax al filo de la noche me encontré con mi querido y gran amigo el poeta, novelista y constitucionalista, doctor Max Rangel Fuentes con el que tenía largo tiempo que no me veía y él que siempre agradece nuestros encuentros porque me dice que es la única oportunidad que tiene de escape del derecho y hablar de poesía.

Él al calor de una cerveza, yo degustando de un te. Le recordé que estaba pendiente su poema a París y me reenviara el poema completo a Rubén Darío. Nos deleitamos nuevamente ante la grandeza de este poeta nica que está en los primeros puestos de la poesía universal. De un momento a otro resultamos hablando de El proceso de Franz Kafka y de todo el embrollo que hay con la Justicia Especial de Paz, con lo del acuerdo entre el gobierno y las Farc y me enseñó que Rubén Darío también había escrito su novela sobre la justicia, una novela única con toda su genialidad y dominio de la poesía y me mostró UN PLEITO. Reímos por largo rato y de verdad debo reconocer no conocía esta obra maestra del gran Darío, que no dudamos debería ser memorizada por todo abogado y funcionario de la justicia que se respete. Nos despedimos con un fuerte apretón de mano y ahora aquí comparto la obra de Rubén Dario.
marioramonm

Un pleito - de Rubén Darío

Un pleito

Diz que dos gatos de Angola
En un mesón se metieron
Del cual sustraer pudieron
Un rico queso de bola.
Como equitativamente
No lo pudieron partir
Acordaron recurrir
A un mono muy competente.
Mono de mucha conciencia
Y que gran fama tenía
Porque el animal sabía
Toda la jurisprudencia.
-Aquí tenéis -dijo el gato
Cuando ante el mono se vio-
Lo que este compadre y yo
Hemos robado hace un rato.
Y pues de los dos ladrones
Es el robo, parte el queso
En mitades de igual peso
E idénticas proporciones.

Aquel mono inteligente
Observa el queso de bola
Mientras menea la cola
Muy filosóficamente.
-Recurrís a mi experiencia
Y el favor he de pagaros,
Amigos, con demostraros
Que soy mono de conciencia.
Voy a dividir el queso
Y, por hacerlo mejor,
Rectificaré el error,
si hubiera, con este peso.

Por no suscitar agravios, saca el mono una balanza,
Mientras con dulce esperanza
Se lame el gato los labios.
-Haz, buen mono, lo que quieras
-dice el otro con acento
Muy grave, tomando asiento
Sobre sus patas traseras-.

Valiéndose de un cuchillo
La bola el mono partió
Y enseguida colocó
Un trozo en cada platillo.
Pero no estuvo acertado
al hacer las particiones
Y tras dos oscilaciones
se inclinó el peso hacia un lado.
Para conseguir mejor
la proporción que buscaba
En los trozos que pesaba
le dio un mordisco al mayor.
Pero como fue el bocado
Mayor que la diferencia
Que había en la otra experiencia
se vio el mismo resultado.
Y así, queriendo encontrar
La equidad que apetecía
Los dos trozos se comía
Sin poderlos nivelar.
No se pudo contener
El gato y prorrumpió así:
-Yo no traje el queso aquí
Para vértelo comer.
Dice el otro con furor,
Mientras la cola menea:
-Dame una parte, ya sea
La mayor o la menor
Que estoy furioso y arguyo,
Según lo que va pasando,
Que por lo nuestro mirando
Estás haciendo lo tuyo.

El juez habla de este modo
A los pobres litigantes:
-Hijos, la justicia es antes
Que nosotros y que todo.
Y otra vez vuelve a pesar.
Y otra vez vuelve a morder.
Los gatos a padecer.
Y la balanza a oscilar.
Y el mono, muy satisfecho
De su honrada profesión
Muestra su disposición
Para ejercer el Derecho.
Y cuando del queso aquel
Quedan tan pocos pedazos
Que apenas mueven los brazos
De la balanza en el fiel,
El mono se guarda el queso
Y a los gatos les responde:
-Esto a mí me corresponde
por los gastos del proceso.-

Rubén Darío

GERMÁN VARGAS LLERAS Y CIENCIA POLÍTICA

vargas

Consciente de mi responsabilidad como ciudadano realizaré desde este blog el ejercicio GERMÁN VARGAS LLERAS Y CIENCIA POLÍTICA. Quiero con él que las personas que me han acompañado en mi último período en la acción cultural desde el proyecto socio cultural y político, Organización 11 de Noviembre, O-11-11, en particular los queridos amigos Álvaro Camargo, Querubín Imperio, Pablo Narvaez, Enrique Gomez, Antonio Rocha, Luis Carlos Vargas y Alberto Rodado, tengan toda la claridad de por qué mi ingreso a Cambio Radical, la solicitud de aval a ese partido para mi aspiración a senado y por qué apoyo a Germán Vargas Lleras hacia la presidencia de la República.

A mediado de la década de los 80 inicié en Bogotá mis reflexiones sobre el liderazgo en Colombia, particularmente el liderazgo político, si bien no quedó ninguna obra de mi autoría sobre el tema, modestia a parte soy uno de los pioneros del tema en el país y entre mis archivos personales siempre me ha acompañado una hipótesis de investigación sobre la materia que espero al salir de mis dificultades económicas, darme a la tarea de comprobarla.

Desde el escepticismo científico abordaré nuestra política, la coyuntura del país, el perfil de Germán Vargas Lleras que lo hace uno de los políticos más experimentados en Colombia, con la capacidad de emprender las más grandes transformaciones que el país hoy demanda.

En este breve ejercicio intelectual quiero dejar la inquietud de que para salir de la dependencia y el atraso necesitamos hacer de la política una verdadera ciencia moderna y que mientras más nos demoremos en ello más estaremos condenados a la barbarie y a la pobreza.

Desarrollaré mi reflexión en las siguientes partes:

I. La sombra de Santos y Uribe.
II. Tras las huellas del abuelo.
III. El siglo XXI empieza en el 2018.
IV. La hora del estadista.
V. Ganar la voluntad popular.

marioramonm

VENERAR A LOS ANCIANOS

MIRIAM Y CRISTINA

Miriam Araujo, a la izquierda, y Cristina Robledo, a la derecha. 

Mi vista al centro geriátrico Francisco de Asís en Barranquilla, donde conocí a los poetas Roberto Noguera y a su hermana Mirian Noguera, también poeta y pintora, a  movido mis sentimientos solidarios al ver como la poesía palpita en ella y tiene el deseo de volver a pintar sus cuadros y no tiene cómo hacerlo. Me he puesto en el lugar de ella y he visionado lo que significaría para su espíritu si volviera por su arte: mantendría su corazón juvenil y alargaría más sus días y por eso concertaremos con la directora de la Fundación hacerles un recital a Mirian Araujo y demás compañeras de claustro, igual les llevaremos unos libros y los elementos necesario para que su creatividad no muera, en compañía de nuestra amiga Cristina Robledo,

Como un preámbulo a esta fiesta por la vida y el espíritu, comparto uno de los capítulos de mi libro MISTERIOSAS AVENTURAS DE VILLANUEVA, cuya última edición está agotada.

PINTURA DE MIRIAM

Una de las pinturas de Mirian Araujo de hace casi 20 años.

 

CAPÍTULO XI: LA VEJEZ HACIA ATRÁS

El día se ha estancado. El tiempo parece que ya no fuera el tiempo, sino un viejo terco suspicaz, de barbas de luz, cansado de que lo dividan y subdividan, lo echen hacia atrás y hacia delante y él sin poder conocer su edad. El sol rápido se puso sobre el centro de la ciénaga y allí se quedó. Se quedó sobre su trono de aguas, cielos, luz, mirando burlonamente al hombre y a esta morada llamada Maracayo.

Villanueva, sudoroso e incansable con el sombrero retorcido en una de sus manos, recorre el caserío. Entra y sale de las casas y grita reiteradamente:
-¡Que vengan!, ¡que vengan todos los viejos!, salgan a la orilla de la ciénaga, allá en las piedra los espero. ¡Vengan a pasar de los bueno!

De las casuchas iban saliendo los ancianos, conducidos por sus hijos y nietos. Salía alborozadamente, toda la variedad de viejos que puede existir en una comarca: viejos de cabellos blanquecinos y frondosos, viejos cabezas peladas, viejos tullidos o de caminar parsimonioso, bien vestidos, o en harapos. Viejos que vociferaban mensajes indescifrables similares a un viajaó de loros, provocados por un sereno. En ellos florecía la alegría y sus memorias devanaban los tiempos siempre añorados en la vida.

La muchedumbre de viejos lentamente se hizo entre la ciénaga y los cocoteros. La mayoría se sentó sobre las piedras y los troncos. Los tullidos fueron colocados en hamacas y sillas de mimbre. El resto de pobladores se volcó al sitio. Villanueva reparó el amplio hormigueo de viejos y dejó escuchar su voz:

-Abuelos, este es un día memorable para ustedes, día en que se les hará realidad el deseo que pidan. ¡Pidan un deseo!

Los ancianos reaccionaron con una actitud reflexiva: se llevaban las manos a la cabeza, a las mejillas, y miraban hacia el horizonte, entre el agua y los cielos. Luego erupcionaron delirantemente con un mundo de peticiones, que dejaba al resto de pobladores profundamente impresionados:
-¡Villanueva quiero que me hagas rico!
-¡Villanueva quiero ser rey!
-¡Villanueva quiero ahora tener a las mujeres mas lindas del universo!

Pidieron todo lo que les pasaba por la cabeza. Tal vez por lo que lucharon en la juventud y no lograron conseguir. Una vieja ya pasada de siglo, de cabellera cenicienta y apoyada en un bastón, irrumpió con una voz clara:

-¡Es el colmo!, ¡no puede ser!, ¿Cómo se les ocurre perder el tiempo en esas bobadas? Cómo vamos a perder esta oportunidad, a estas alturas de la vejez. ¿Plata?, ¿para qué plata ahora?. ¿Mujeres?, ¿no tuvieron mujeres? Mejor porqué no pensamos en algo que nos llene el alma. No ven que somos tan viejos, que en los próximos días, cualquiera de nosotros puede estirar la pata, y despedirse de este mundo. Pensemos en algo bien sabroso… por ejemplo…

La vieja hizo una pausa larga, se saboreó y rebuscó en el desierto de su memoria algo diferente a lo pedido hasta el momento. Se agarró con las manos la cabeza, cerró los ojos, después los abrió y levantó los brazos exclamando:

-Ya sé, ya sé… porque no se les había ocurrido … Villanueva dejanos volver a ser niños, ¡niños otra vez!

La multitud de ancianos enmudeció. Los ojos adquirieron una transparencia, que querían mostrar el trasfondo del alma. Encogieron mucho más las frentes y se quedaron pensativos y viajaron lejos y largo por el tiempo de la infancia, el tiempo de la adolescencia, por todo aquellos años que dejaron regados por la ciénaga. Admirados con aquel mundo que constantemente los asediaba y ahora les tomaba el alma y les estallaba la sensibilidad. Dejaron escapar un profundo suspiro y una lágrima resbaló de los ojos y coincidieron en que aquella era la época más linda de la vida.

-Abuelos, es sólo un deseo, no más que un deseo para todos y recuerden que es por el día de hoy. Piensen bien lo que quieren. Miren que pueden desaprovechar una oportunidad linda en la vida.

Los ancianos otra vez se adentraron a su mundo imaginario y volvieron a recordar sus primeros años en aquel reino de los montes y de las aguas. Sus pechos se alteraron, galopando incansablemente sobre los hechos, que nunca olvidaban y siempre les atormentaban la amargura del presente y les decían que lejos era ahora la felicidad, con un presente quejoso, arruinado y desechable. Los labios se crisparon y una sonrisa se filtró por aquellos muros de los tiempos. Los ojos se nublaron, y otra lágrima rodó por las mejillas. Una vez más coincidieron, de que la infancia y la adolescencia, era el momento más bello de la vida. Como si estuvieran comunicados mentalmente, con una fuerte descarga de energía que estremeció los penachos resplandecientes y cenicientos, clamaron al unísono:
-Villanueva: ¡Queremos volver a ser niños! ¡niños! ¡niños!

Cuando terminaron de gritar el deseo, con una fuerza inaudita a sus edades y contextura, poseídos de una honda alegaría, se agitaron en un marasmo, donde resonaban aplausos, vivas y sonoros guapirreos.
Villanueva les observó con mucho detenimiento y satisfacción, parecía que él hubiera estado esperando aquella petición, porque sus ojos se alegraron y su rostro se iluminó con una sonrisa disimulada, que apenas si podía ocultar. Se quitó el sombrero, lo agarró por una de sus alas, le dio la espalda a la ciénaga, pegó a correr y lo lanzó a los cielos, diciendo con alborozo:

¡Que viva la niñez! ¡que viva la alegría de un viejo volver a ser niño otra vez!

La muchedumbre de ancianos enmudeció, con los ojos fijos en el sombrero, que hacia giros en el cielo, en medio de un mar flotante de pétalos de flores, que fueron lloviendo sobre la tierra. El sombrero cayó a tierra y cayeron pétalos de todos los colores, con todos los aromas, que en el suelo se convertían en una diversidad de juguetes para niños. Juguetes que apenas eran tocados por los viejos, les comunicaban una alegría y espíritu infantil. Levantaron los ancianos del suelo canicas de cristal, muñecas, cometas, carros, caballos de madera, todo el universo de juguetes que en una época alegraron sus primeros años y los viejos volvieron a recuperar la habilidad, las travesuras y las fantasía de la infancia. Seguían siendo viejos en lo físico, de piel enjuta y cabellos cenicientos, pero niños en lo espiritual, viejos que cantaban, saltaban y corrían.

A los ojos de la naturaleza se asomaba un espectáculo conmovedor: niños niños y niños viejos, que antes caminaban parsimoniosamente, o eran tullidos, o se quejaban de dolores en los huesos, jugaban con aquel universo de juguetes, absorbidos en un interminable tejido de risas y festejos. Todos los habitantes del caserío jugaban a la orilla de la ciénaga y los ancianos de cabellos blancos o cabezas calvas remontaban las cometas, corrían en los caballitos de madera, arrullaban las muñecas y volvieron a construir aquel mundo que tantos años atrás un día dejaron.

La fiesta duró hasta bien entrada la noche, cuanto los viejos se congregaron otra vez en las piedras y una llovizna empezó a caer sobre el pueblo. Al tocar las gotas de agua a los juguetes y a los ancianos, los primeros se esfumaban y los segundos volvían a ser como antes, a andar lentamente, apoyados en los bastones, o sostenidos por sus nietos. Volvieron a mirar con melancolía y detenimiento el mundo circundante. Se alucinaron largo tiempo con la tristeza y el guayabo del tiempo ido. Salieron de este estado, cuando Villanueva les dijo:

-Abuelos, no se pongan tristes, ¿fue que no les agradó la experiencia?, ¿Por qué no cuentan como recibieron lo que pasó?

Los rostros de los ancianos se iluminaron con un aire de alegría y a sus mentes acudío lo que en el día vivieron. Dialogaron con Villanueva, entre profundos suspiros que añoraban aquel momento:

-Que lindo fue acertar en ese deseo. ¿Sabes tú lo que se siente cuando somos viejos?, viejos que no podemos correr, ni saltar, porque tenemos los huesos carcomidos y no podemos ir detrás de los grillos, las mariposas y ni remontar las cometas. Como son las cosas: cuando niños queremos ser adultos y cuando viejos, niños nuevamente y somos casi niños. Niños diferentes y amargados, atenidos a otros para hacer nuestras necesidades. Subvalorados, despreciados. Queremos jugar como niños, cogemos y nos guardamos los trompos y las canicas. De pronto recordamos algún juego, pero no jugamos como antes. Cuando niños jugábamos con esas cosas y transformábamos la realidad. Porque no es sólo remontar una cometa, montar el caballito de madera y saltar el avión. Es que en cada acto de estos se nos abren otros mundos que nos llenan de alegría. Somos seres libres que viajamos e inventamos cosas. Volamos hasta límites insospechables. ¿Qué sentimos cuando corremos en nuestros caballitos de madera?, es que no andamos en la tierra, andamos sobre las aguas y las nubes. Nuestro caballito son del color del arco iris y ellos hablan con nosotros y nosotros les preguntamos:

-¿Caballito dónde quieres ir?, él nos contesta: “Quiero ir al cielo” y le decimos “mira que es imposible ir al cielo” y él nos insiste; “como que va a ser imposible, llamemos a un espíritu” y llamamos a un espíritu y nos vamos galopando por los cielos.

-Y el trompo, el trompo cuando baila pinta caras y mariposas en la arena y zumban bellas canciones en los oídos, que nos dicen:

“Yo soy el trompo que
Que vengo a deleitarte,
Traigo en la cabeza
Un remolino de estrellas
Y en la pata todos los colores”

-Y cuando remontamos las cometas en los cielos, son como mariposas de colores, enredadas en barba de San Lorenzo.

Villanueva estuvo atento a lo que decían los ancianos. Suspiraba con cada palabra, con cada descripción.Cruzando los brazos sobre el pecho, habló lentamente:

-Ey abuelos, cuánto deseaba que se les cumpliera ese sueño. Primero porque sabían que iban a disfrutarlo, segundo porque es un buen ejemplo para los niños de ahora y sus padres. Esa época de la vida es la más hermosa y cuan rápido pasa, y no sólo pasa, también los adultos nos empeñamos para que eso sea así, matamos al niño en su momento más primoroso. Lo convertimos en adulto, sin que viva esa época plenamente. Después matamos al niño que llevamos dentro. El niño tiene las mejores condiciones para la fantasía y proponer un mundo sano y creativo. Cuando desterramos al niño del reino de la curiosidad y la imaginación, lo hacemos un ser vacío. Si por el contrario, le alimentáramos su mundo, tratáramos de entender que el tiene sus particularidades y buscáramos conocerlo íntegramente, haríamos de ellos personas diferentes, hombres con otras capacidades. Si todos los adultos nos preocupáramos por cultivar y conocer el niño que llevamos dentro, de seguro que el mundo hoy seria diferente. Cuantos problemas no podríamos resolver con el mundo de los niños. Si queremos hombres grandes, para cosas grandes, debemos apelar al mundo integro de los niños. He allí una gran misión para profesores y padres de familias. Porque en vez de hacer adultos a nuestra imagen y semejanza, no intentamos poner hombres libre integrales, en los caminos de la vida, acorde con los tiempos.

Mario Ramón Mendoza

Del libro MISTERIOSAS AVENTURAS DE VILLANUEVA

LEGADO DE AMOR

foto

Roberto Noguera en plena juventud

 

Hoy fui a una Casa Hogar en Barranquilla con mi querida amiga Cristina Robledo y tuve la oportunidad de conocer a dos poetas, dos hermanos: él Roberto Noguera Cardona, quien falleció el 1 de enero de 1994 a temprana edad y escribió muchos poemas que nunca pudo ver publicados. Días antes de morir con sus manos temblorosas esperando la partida final escribió su poema LEGADO DE AMOR. Ella Myrian Noguera de Tuesca, quien vive en una Casa Hogar y en el año 1999 publicó su único libro FRENTE A LA VIDA, cinco años después del fallecimiento de su hermano.

Me es grato compartir un poema de Roberto y otro reciente de Myrian, donde la poesía une a los dos hermanos como si el primero siguiera allí con sus manos temblorosas trazando las coordenadas de sus últimos días.

marioramonm

LEGADO DE AMOR

La libertad viene de Dios,
no lloren por mí, ahora soy libre,
he de seguir el camino que Dios escoja,
tomaré el sendero cuando él me diga.

Dejaré muchas tareas sin terminar,
pero no podré quedarme ni un día más;
al caer la tarde, partiré,
ya no podré regresar.

No volveré a soñar, ni a reír, ni a pensar,
sé que mi partida dejará un vacío,
llenarlo con felices remembranzas
será nuestra misión,
en mi vida plena de afectos,
buenos ratos, amigos,
tuve el amor de mis seres queridos.

No se preocupen, aunque mi estancia ha sido corta,
mi vida fue plena del amor que compartí,
eleven por mi alma sus oraciones,
no se entristezcan, me voy en paz,
guarden mis recuerdo en sus corazones,
hagan de mis versos muchas canciones,
me voy con Dios, seré feliz,
Él me dará la libertad.

Roberto Noguera Cardona

 

EL TIEMPO

El tiempo eres tú, es él, soy yo.
es una comparación algo complicada
va de generación , no tiene final,
nace, crece, se reproduce y no termina.

Pero la vida está dentro del tiempo
continúa de generación en generación,
la vida es el sol, la luna, las estrellas,
el ser humano, los animales,
la verdadera vida es Dios
creador del Universo.

Barranquilla, septiembre 6 de 2017

Myrian Noguera de Tuesca

CISNES DEL AMOR

CISNE 1

Ilustración de uno de los poemas en mi libro AGUJERO AZUL

CISNES DEL AMOR

Rubén Darío vio
un cisne blanco
que con su cuello
le interrogaba
en un lago

El año pasado
de la mano de un pintor
en el AGUJERO AZUL
brotaron dos cisnes
como símbolos de amor

Este año el día del eclipse solar
más grande del siglo
el fuego de una vela
al acabarse pintó un singular
cisne blanco
al lado de una marimba
señalando con su pico
las estrategias al guerrero
de la palabra

Mezcla encantadora de luces
sonidos bellos y símbolos
es la vida
el guerreo ahora
sigue una luz azul
lleva de coraza en su pecho
el poder de un amor invencible
dispuesto a batirse
con desalmados e indolentes
bajo lluvia
bajo soles
con hambre o con frío

No hay duda que el guerrero
con las señales que en el fuego
Dios le pintó
VENCERÁ

Valdres, octubre 8 de 2017
marioramonm

CISNE 2

Una de las imágenes del fuego de la vela, el 23 de agosto.

CONDIOS

dios es amor

“Empoderar al pueblo en el control del congreso de la república”

 

17 años exactos hace que presenté la antología de poesía de mi autoría AMOR SIEMPRE AMOR y que motivó mi encuentro con Abelardo Acevedo, el industrial de Bucaramanga que me dijo que era él quien difundía el mensaje DIOS ES AMOR por todo el país y que llevaba algunas décadas en ello, que lo hacía porque Dios se lo reveló en un sueño. Al conocer mi plegaria con el mismo tema me pidió que la masificara, lo que he estado haciendo desde ese momento superando el pequeño círculo de mis amigos.

En esa misma línea nace CONDIOS (Comando División de Internet de Operaciones Sociales). Se dice que la voz del pueblo es la voz de Dios, pues nosotros queremos hacer una verdadera revolución en la relación del congreso de Colombia con su pueblo hacia las elecciones parlamentarias del 11 de marzo del próximo año y para ello deseamos lograr lo que nadie ha logrado en el país y es que internet nos permita acercarnos a los casi 33 millones de electores católicos y cristianos, para que en vez de irles a ofrecer dinero por sus votos, decirles que crean en Colombia, en el amor, en el hombre y que podemos perdonar y vivir como hermanos dejando en el pasado el odio y los rencores.

Al momento de redactar esta nota hay 7 unidades de CONDIOS, desde el Canadá hasta el Sur de Colombia y desde el Chocó hasta los santanderes, que están aplicando la estrategia EMPODERAR AL PUEBLO EN EL CONTROL DEL CONGRESO DE LA REPÚBLICA DE COLOMBIA.

Este fin de semana desde que el Partido Cambio Radical libere mi video con la propuesta que hice en la declaración juramentada el 8 de septiembre en Barranquilla, tendremos una nueva oportunidad para llevar nuestro mensaje a más colombianos, que esos ciudadanos se multipliquen y serán más votos por mi nombre. Ello significará que el Fondo para la Ética y la Moral Pública nacerá fuerte y que hemos cambiado la historia en las elecciones parlamentarias, porque por primera vez un congresista no cogerá el pago de la reposición de votos para él lucrarse, por primera vez sólo recibirá el 50 % de su sueldo, porque todo eso ira a ese fondo que manejaran los electores que me elijan, para vigilar los recursos públicos, y por primera vez ese congresista rendirá cuenta a esos electores y ellos podrán decidir libremente al finalizar mi periodo legislativo si continuo representándolos o me remplaza otro ciudadano.

No hay aquí ninguna maroma electorera y si la continuación de una línea de acción y el mejor soporte de que cumpliré lo jurado es mi propia vida.

Mario Ramón Mendoza

 

POETAS RUMBO A PARÍS (XXIII)

yaya

Francisco Bolívar Yaya (Colombia)

Nacido en el corregimiento de Sibarco, municipio de Baranoa, departamento del Atlántico de la etnia mocaná, inició sus estudios de básica primaria en 1983 en la Escuela Mixta # 1 de Sibarco que ofrecía hasta 4to grado y en 1986 y gracias al estilo pedagógico “Escuela Nueva” que se amplia al 5to grado perteneciendo así al primer grupo de estudiantes que culmina la primaria en Sibarco en 1987, se gradúa de bachiller académico en el Colegio Mixto Bachillerato de Baranoa “COMIXBA” en 1993.

Normalista superior y técnico en servicios psicológicos, con conocimientos en Administración Pública, Cuidado del Medio Ambiente o Gestor Ambiental, Salud Ocupacional y Seguridad Industrial.
Tutor y orientador social en educación en niños, jóvenes y adultos.

 

A RUBEN DARIO

Ingenio indígena, fortaleza dió
A la lengua de Castilla, su madurez encontró
Entre versos, la naturaleza inmortalizó.
¡Oh, Ruben Dario!, genio de América,
En tu corazón resplandece
La grandeza de nuestra noble tierra,
El orgullo de una América herida,
Ignorada, mancillada.
Que resiste e inmortaliza tus letras
En aquel viejo mundo,
Que en añorada esperanza
Sembró en su vientre
El nuevo amanecer,
Que la lengua de Castilla añoraba,
Despertando entre frágiles fragancias
Letras que entonan los cantos de la naturaleza,
Aroma añorado en el alma castellana;
Un nuevo amanecer,
Una nueva manera
De transmitir la nobleza del alma.
¡Oh, Ruben Dario!. Desde mi Sibarco,
Te damos las gracias
Por elevar la pureza de nuestra raza,
Raza aborigen de riquezas maravillosas
Logrando inmortalizar entre poesías
El magnifico crepúsculo de la mar
Al languinecer el crisol de cada mañana,
En el oleaje refrescante
Supiste elevar la esencia amerindia
En aquellas significantes melodías
Reflejando el honor … la gloria
De un continente grandioso
De casta innata.

A PARIS

Eres una inmensa luz,
Que resplandece en el oscuro cielo,
Apartando las tinieblas de la ignorancia.
En Ti nació la libertad,
La alternativa del nuevo pensar,

Que vio el languidecer de las cadenas,
Que oprimían a la sufrida humanidad.
Un nuevo renacer,
La dignificación humana,
La igualdad entre seres humanos

¡Oh, gloriosa París!,
Que dignamente te has ganado
El honorable titulo,
“La ciudad luz”,
En Ti nació la libertad,
La revolución de un nuevo pensar,
De iluminar,
“Con luces de la razón”,
El destino de la humanidad.

Gloriosa París, permaneces inmutable.
Las artes, las letras, el ideal humano,
La evolución de una ciudad moderna,
Que se detiene en el tiempo
Para agradecer el legado inmortal
De los genios del ilustrismo,
Que te han hecho ver grande
En todas las ramas del saber,
¡Oh, gloriosa París!,
“La ciudad luz”.
La ciudad, donde nació la libertad.
La ciudad, donde la razón,
Hace superar la miseria
Que encadena nuestra alma
Ocultando la belleza de aquella,
A través de siglos
La humanidad recuerda.
El legado supremo,
La hermana de la libertad,
La hermana de la razón.
Déjame, que mis letras engrandezcan
La virtud de mi agradecimiento
Por la cual mi alma inspira
Toda la sensibilidad, desde la distancia
Y sin ser ciudadano de tu mundo.
Hoy, agradezco tu grandeza.
¡Oh, gloriosa París!,

Francisco Bolívar Yaya

POETAS RUMBO A PARÍS (XXII)

 

GUERRA

PATRICIA LOURDES GUERRA (ARGENTINA)

Argentina, cuyo nombre verdadero  Lourdes Cordoba, que ha dedicado parte de su vida a escribir poesía, ensayos y artículos educativos,con grandes logros en su trabajo y un papel destacado en la difusión del proyecto Azul verde…Verde azul, que la hacen merecedora a estar en esta cruzada universal por una nueva lectura de la obra y vida del gran poeta nicaraguense Rubén Dario.

Nacida en San Martin, Mendoza, Argentina.Reside en Río Cuarto, Cordoba, Argentina.

Cursó Licenciatura en Psicopedagogia en la Universidad Nacional de Rio Cuarto. Miembro de la Red Iberoamericana Docente. Inscrita en D.E.M.E.S. Ministerio de Educación de la Provincia de Córdoba. Integrante del Portal Rincón de los Escritores. Del grupo Literature. Del grupo París Poesía Artes y Letras.

Expositora en Jornadas Intercatedras del Dpto. de Cs de la Educación. Facultad de Cs Humanas. U.N.R.C. Expositora Jornadas Intrainstitucipnal. Escuela Normal J. J. Urquiza.
Expositora en el 4° Congreso Nacional de Educación.

Participante en el Segundo Concurso Regional de Poesía. Las Acequias.

Y como una motivación a los que no están y pueden llegar los dejo con esta voz sencilla y sincera en la poética argentina.

 

Al Gran Rubén Darío

Artesano del Verbo,
de la musicalidad
de los versos
sacudiste las sombras.
El azul de tus sueños
que volaron lontananza
nacidos en el verde
de la majestuosa esperanza.
Recorriste el mundo
caballero y trovador
y en las palabras
te mostraste creador…
Aunando cotidianidad,
arte y cultura
pasado y presente,
con sublime esplendor.

Lourdes Guerra

LOS POBRES POBRES

Ayer en las horas de la mañana cuando luchaba por salir de un compromiso pendiente recibí una llamada del sociólogo y escritor de literatura infantil y magíster en lingüística Luis Carlos Vargas, que entre otras cosas no ha vacilado en darme su apoyo en mi actual aspiración al senado, y me decía que le mandara a decir a Germán Vargas que se viniera al Atlántico porque Petro estaba arrasando. Inquieto con esto decidí cambiar el rumbo de mi brújula e ir a recoger firmas a Soledad 2.000, enclave de las villas de la miseria, donde viven los pobres pobres. Tenía unos dos años que no iba a ese recorrido con la pobreza extrema y donde se congregan desplazados de toda índole y de todos los rincones de Colombia: viejos sobrevivientes de la violencia liberal conservadora, del Guayabero. La operación Anorí, del Valle del Sinú, Bojayá y hasta de Venezuela.

villa

Si mi incursión en Barranquilla en Los estratos 3 y 4 recogiendo firmas la mayor resistencia a la aspiración de Germán Vargas Lleras era la de los que no querían saber nada de política o no votarían, acá el respaldo a Mejor Vargas Lleras fue casi generalizado y ni una sola expresión de simpatía por los otros aspirantes. Me llamó profundamente la atención las expresiones de muchos cuando firmaban: “Pa´que siga dando casas”, “pa’que Colombia no sea otra Venezuela”, pa’que se acabe la inseguridad”

Fue una jornada emocionante y a la salida de uno de los bolsillos de Villa Sol, a las 7 pm, esperando un bicitaxi que me sacara, en un puesto de comida callejera, degustando un espectacular arroz con auyama, que hacia años no comía con revoltillo de huevos con aji dulce, lenteja y suero picante, recordé lo que me dijo un liberal desplazado del Pato cuando firmo, hablando de la concentración de Carlos Lleras Restrepo: la frase complete que dijo Lleras en esa concentración fue: Yo no le tengo miedo a los Urruchurto a la carga!…y Urruchurto que estaba por donde el Cristóbal Colón dirigiendo el saboteo salió corriendo como alma que lleva el diablo, yo estaba ahí.

Recordé a mi abuela materna Aurora Mas cuando a sus casi 100 años y yo en mi adolescencia hacia mis pininos de periodismo afiebrado con el curso que hacia por correspondencia con una escuela de Buenos Aires y ella me hablaba de su papá Ramón José Mendoza Espinosa y me regalaba unas fotos de él y dos poemas de los que escribió: SOY LIBERAL, y AURORA DE MIS DÍAS, diciéndome: él fue un gran líder liberal y escribía poesía. Mijo te doy esto porque eres el único que sabrás hacer buen uso de ello.

Todo eso lo guardo como una reliquia. Subiéndome al bicitaxi me dije que estaba en deuda con mi bisabuelo materno Ramón José Mendoza Espinosa de escribir una buena crónica sobre él y compartir sus dos poemas que han logrado sobrevivir en el tiempo y son una verdadera joya de familia.

Mario Ramón Mendoza