CASA DE CITAS

De izquierda a derecha: Carlos Gonzales, propietario fundador de Casa de Citas, Juan Manuiel Roca y Mario Ramón Mendoza,

De izquierda a derecha: Carlos Gonzales, propietario fundador de Casa de Citas, Juan Manuiel Roca y Mario Ramón Mendoza,


Una semblanza publicada en el EL ESPECTADOR, el día 22 de mayo de 2014 cuando celebró sus 20 años con un libro del cual el poeta Juan Manuel Roca fue el editor, sobre el sitio donde se desarrollará la lectura de poesía VUELVE LA MEMORIA, el 19 de noviembre desde las 7 pm, en la ciudad de Bogotá.

Una cita en ‘Estación nocturna’

Por: Mariángela Urbina Castilla

Quisieron desaparecerla muchas veces, sacarla de la tierra. Los 90 empezaban en Colombia con la marca del narcotráfico sobre la frente. Odios heredados de años de bipartidismo corrupto le habían pateado la cabeza a buena parte de la juventud bogotana. La rumba era la llave de escape, la maratón para huir del desencanto. Algunos sitios como Tunjo de Oro recibían la desidia y la convertían en bacanales, borracheras puras. Pero Casa de Citas lo hizo a su manera, le puso poesía a la cerveza e hizo retumbar los bafles a punta de folclor nacional. Eso sí, no se escapó del godo colombiano recalcitrante.

La bañaron en agua bendita, le pegaron una estampilla de la Virgen, quisieron suspenderla con una carta inmobiliaria, pero Casa de Citas siguió firme. “Algunas personas, por su nombre subversivo para la época, creían que las citas eran de otro tipo”, dice Carlos González, su fundador. Ahora, con el libro Estación nocturna, la Casa se inmortaliza. El poeta Juan Manuel Roca se encargó de la edición del texto y asegura que “es un retrato de la noche bogotana” y sirve para celebrar los primeros 20 años de este bar que ha sobrevivido a todo y que con su historia cuenta también buena parte de la historia de la cultura en la capital.

Carlos González Gómez estaba recién graduado de economía. Militaba con convicción en la izquierda, todo un sindicalista de los que no bajaban el brazo, de esos que se refugiaban en bailoteo, vino y veladas con la guitarra de Silvio Rodríguez. Salomé, El Goce Pagano y Café y Libro le encantaban, pero quería tener un lugar suyo, hecho a su manera. “Ver grupos cubanos en carne y hueso, tocando, era un sueño. Casa de Citas es una emulación de estos sitios con propuestas que van más allá de la rumba”, cuenta González.

Viajó desde Girardot a Bogotá buscando ser músico y nunca lo logró. Por eso tenía el gusanito del arte en la cabeza. De alguna manera debía ligarse a la cultura, eso lo tenía claro. Charlando con su esposa del momento, Luz Mery Urreta, y con algunos amigos, Carlos González decidió que era el momento de hacer lo que siempre quiso. Se encontró con un local vacío en el centro comercial Terraza Pasteur, diminuto, pero que se ajustaba perfecto al bolsillo. Allí empezó a traer grupos como Los Gaiteros de San Jacinto, que casi no cabían en el escenario. Con los años encontraron un local muy cerca de la Universidad Javeriana. Susana Baca, Edy Martínez, Alfonso Córdoba, Carlos Germán Belli, Juan Calzadilla, Héctor Rojas, William Ospina, Rogelio Echavarría, Jotamario Arbeláez, todos empezaron a pasar por allí, a leer sus poemas o tocar sus canciones.

Con el tiempo se topó por la calle con su sueño: una casona en La Candelaria, con una arquitectura anacrónica y hechizante para que la rumba y el arte pudieran encontrarse. A pesar del hallazgo, los problemas económicos no dejaron de acosarlos. “Nos cortaron la luz, el agua, estuvieron a punto de sacarnos”, recuerda González.

Actores como Jorge Cao, el grupo del Teatro La Candelaria y artistas que habían pasado por allí se echaron sobre los hombros la tarea de recoger fondos para que en su peor momento, hace siete años, Casa de Citas, continuara viva. A punta de teatro, música y poemas lo lograron.

Estación nocturna relata muchas de las hazañas de Casa de Citas, honra a maestros como Leandro Díaz, que han pasado por allí y a través de fotografías da cuenta de lo que ha sucedido en Bogotá en términos culturales. “Queríamos que fuera una edición que sirviera de detalle, que la gente quisiera guardar”, afirma González. El texto viene acompañado de un CD que viaja entre el folclor, el jazz y el blues y que, entre otras cosas, incluye un tango escrito por Juan Manuel Roca e interpretado por Chiqui Tamayo.

Con un restaurante de comida peruana y eventos, Casa de Citas se sostiene hoy por sí misma, gracias a la ayuda, dice Carlos González, de su actual esposa, Lina María Cortés. Pero si los problemas acosan de nuevo, quedará Estación nocturna: los primeros 20 años de Casa de Citas grabados en papel.

mariangelauc@gmail.com

@mariangelauc

Anuncios

2 comentarios el “CASA DE CITAS

  1. “Es exquisita la forma como se va destejiendo esta historia que hace parte de momentos álgidos de nuestro país; pero ante todo, nos muestra como la poesía a través de la cultura es capaz de brindarnos la posibilidad de vivir en aquellos lugares donde aún se conserva el odio y la intolerancia humana, como es el constante existir en nuestra patria… Es así, que Casa de Citas perdurara por siempre mientra exista un ser romántico con el deseo de un encuentro con la vida para burlar a la muerte… constante de un carnaval permanente en el que se conservan los ideales de los seres costeños… porque hay que tener un espíritu o un interés comercial interiorano para emprender una empresa que lo que busca es brindar alegría y felicidad a aquellos que desean olvidar tantos años de guerra fría o caliente.”

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias Dalit por tu justa apreciación sobre este lugar, por el que han pasado lo mejor de nuestra poesía y literatura nacional, y que se sostiene pese a las grandes limitaciones que hay para las actividades culturales en Colombia.Un gran abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s